La Inocencia Perdida

Este vestido perteneció a mis tías. Como la ropa era tan cara, se heredaba de una hermana a la siguiente, según como fueran creciendo. Se usaba para las ocaciones especiales, como cumpleaños, navidades y otras fiestas. Las niñas podían jugar, pero sin manchar su tenida. Existían estrictos protocolos de como comportarse en sociedad, como presentarse, como relacionarse. En esta obra quiero explorar como hemos cambiado como sociedad durante los últimos 50 años. Pasamos una dictadura, los escándalos asociados a la iglesia católica, el estallido social y ahora una pandemia. ¿Cómo nos han cambiado estos eventos? ¿Vemos de igual manera el mundo? ¿O hemos perdido ya la inocencia?

FICHA TÉCNICA

Vestido y pompones, 2020